7 Consejos para sobrevivir a las reuniones familiares en Navidad

7 Consejos para sobrevivir a las reuniones familiares en Navidad

¡Ya están aquí! A la vuelta de la esquina empiezan las fiestas Navideñas.

Familiares que no hemos visto en meses, comidas copiosas, deseos, vestidos, luces y… Cambio de ritmos y consejos y opiniones por doquier.

Lo sabemos, te comprendemos: tu vida ha cambiado… no te puedes permitir tirar por la borda todo lo que has conseguido hasta el día de hoy “solo” porque la Navidad requiera excesos.

Asúmelo. Tendrás que oír cosas que no te van a gustar nada. Cosas incluso que van a estremecerte hasta un punto casi incontrolable. ¿Cómo reaccionarás?

Normalmente las madres reaccionamos diferente si son las primeras Navidades que si son las terceras. Si es un primer hijo que si tenemos experiencia…

Yo misma he encontrado mi propio truco, pues la experiencia de tres hijos es un grado:

0. Sonrío con mirada de loca y asiento con la cabeza sin mediar palabra. Eso suele funcionar bastante bien.

¿Are you ready? Dale la vuelta a la tortilla (o al turrón) y disfruta. Aquí van algunos tips en modo rescate:

Si tu bebé ya está en esa edad en la que a las 21h ya no se aguanta pero necesita paz y tranquilidad para poder conciliar el sueño y no estás dispuesta a dejar que se convierta en un Critter poseído solo porque tu familia cree que te tienes que quedar en tu silla hasta las tantas…o si eres tú la que no te aguantas porque no has dormido ni dos horas seguidas desde hace 7 meses…

  1. USA EL HUMOR: “Familia, os tengo que dejar, pensad que mi “lola” a partir de las 20 empieza a sacar espuma por la boca y pasa a modo ataque.
  2. NO CONFIESES: Si confiesas que eres tú la que está KO. recibirás un chaparrón de calificativos del calibre: “eres un muermo” “Es que no aguantas nada” “Por un día que nos vemos” “Te entiendo, debes estar cansadísima pero por un día haz el esfuerzo…” O sea que aprovecha. Usa el punto nº1.
  3. HUYE: Descálzate sin que nadie te vea, mete a tu bebé en el fular o en el carrito, ponte el abrigo, deslízate sigilosamente por el pasillo y…¡ESCAPA! Ya darás explicaciones en 2020

4. LA LACTANCIA PRODUCE SORDERA: sí, probablemente habrá alguien en la reunión que tenga ganas de explicarte lo mal que lo haces, y probablemente sea una persona que ni siquiera tiene hijos o que los tuvo en el plestoceno. Repítete una y otra vez “la lactancia produce sordera”. Ignora cualquier comentario, ni siquiera te des por aludida, si no puedes evitar cruzar la mirada con esa persona cuando te habla pasa a mi consejo número 0.

5. A NADIE LE AMARGA UN DULCE: aprovecha que  amamantar gasta más calorías y zámpate unos polvores sin remordimientos. Ahora di ” PAM PLO NA”

6. PUEDES COMER DE TODO: no hay alimentos prohibidos durante la lactancia pero la gente eso no lo sabe o sea que si te gusta el banquete, estupendo, si no, ya tienes excusa 😉

7. ¡SALUD! Si te apetece brindar con una copita de vino o cava, disfruta del momento. Eso sí, prudencia y sentido común, aquí tienes una entrada donde hablamos del alcohol y lactancia

 

¡Felices fiestas!

 

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *