fbpx
¿Pero se destetará algún día?

¿Pero se destetará algún día?

¿Se destetará algún día mi hijo/a? En nuestra sociedad, el destete se produce muy pronto. Es mucho más habitual que la lactancia dure meses a que dure años.  La primera vez que vi a un niño de unos tres años tomar el pecho, fliplé en colores. No me lo podía creer. En ese momento mi hija tenía escasos dos meses y no me había planteado que la lactancia pudiera durar ‘tanto’.  He comentado esta sensación con muchas madres que se sorprendieron igual al descubrir que la lactancia no tenía porque ser era algo de meses.

En los humanos no se conoce la edad natural del destete porque la lactancia no es tan solo es un proceso fisiológico y biológico. La lactancia está modelada por la sociedad y la cultura en la que vive cada madre. Por ello se ha tenido que buscar en otras ciencias para descifrar el enigma de en qué momento un bebé humano debería destetarse. La respuesta cientificamente aceptada es que el destete en los humanos se produce de manera natural entre los dos años y medio y los siete.

Cuando das el pecho a un bebé mayor de dos meses y medio, no sueles tener claro en qué momento se va a destetar y mucha gente te hace burla y te pregunta hasta cuándo va a mamar o si no va dejarlo nunca.  Y por supuesto que lo dejan.  La lactancia es un proceso que se extingue poco a poco. Cuando nada ni nadie fuerza al bebé a dejar de mamar, ellos mismos lo van dejando. Hasta que llega el día que se termina, sin que ni te hayas dado cuenta.  Nos parecía muy importante para esta entrada del blog contar con la experiencia de otras madres, para que si tenéis la misma duda sobre el destete espontáneo en niños mayores podáis encontrar respuestas:

 

Mi hijo se destetó el día que hacía 4 años y 1 mes. O más bien, yo fui consciente ese día de que se había destetado. Nunca hice nada para forzar el destete: ni reducir tomas, ni poner horarios… Lo que sí hice, desde sus 15 meses, es empezar a trabajar 6-8 horas al día, cosa que limitó un poco su acceso al pecho. Hasta los 3 años mamaba bastante, de día y de noche. Poco a poco, él solo fue reduciendo tomas. Por ejemplo, dejó de mamar en la calle y fuera de casa. Las tomas del día se fueron reduciendo también y llegó un momento que sólo mamaba al despertarse y para dormir. Las de la noche, a partir de los 3 años aproximadamente, se transformaron en un solo despertar (por fin!!) y quizás hacia los 3 y medio ya no se despertaba por las noches. La toma de la mañana fue dejando de pedirla hasta que la eliminó del todo y ya solo quedaba la de la noche, que pasó de ser “teta hasta que me duerma” a “hago un poco de teta y luego me duermo sin la teta”. Y, de repente, un día me di cuenta que hacía como 4 o 5 noches que ya no tomaba teta. Y lo más sorprendente para mi: se lo comenté y ya no sabía mamar!

Julia

 

Tengo 32 años, mamá de María de 4 años.
María tuvo lactancia materna a demanda y exclusiva hasta el año, que empezó a interesarse por la alimentación sólida y practicamos el BLW. Siguió tomando LM a demanda hasta los 3 años y medio. Sobre los 2 años y medio mi producción bajó y pensé que se debía a un destete inminente, pero siguió haciendo tomas a demanda hasta los 3 a lo largo del día. Sobre todo cuando volvía del colegio y por la noche. Poco a poco las tomas se reducían cada vez más, hasta que sólo quedaron las de antes de dormir y por la mañana según despertaba. A los 3 y medio, un día dejó de pedirme. Le pregunté si quería y me dijo que ya no lo necesitaba. Hasta hoy. No tuve ninguna molestia porque la producción fue disminuyendo según disminuía la demanda. Ni siquiera hemos pasado duelo por el destete ninguna de las dos. Ha sido algo totalmente natural. Aún le gusta acurrucarse en mi pecho desnudo y me huele, debe de sentir un recuerdo especial. He trabajado, ha ido al colegio, nos hemos separado algún fin de semana y nada ha sido motivo para dejar de amamantar a demanda.

Esther

 

La mayor se ha destetado poco antes de cumplir los siete años. Ha sido un destete tranquilo, muy lento pero muy dulce. Desde hacía tiempo pedía solo de forma puntual y lo que más le gustaba era compartir con su hermano pequeño un ratito de teta. Ahora simplemente se acurruca con nosotros compartiendo el momento. Creo que el tándem es algo que les ha unido de una forma muy especial. El peque acaba de cumplir cuatro añitos y ahí seguimos… hasta que él quiera.

Mirentxu

 

Cumplimos 5 años y 1 año en tándem. La mayor puede tomar por la mañana y la noche, que son las tomas que tenemos pautadas. Ayer por la noche no tomó, y hoy por la mañana tampoco. Creo que así es el proceso, paulatino. Si pensamos en un destete natural, funciona de esa manera.

Valeria

 

Mi hijo mayor de ahora 7 años y medio se destetó solo cerca de los 5 años. Cuando nació su hermanita él tenía 3 años y 3 meses y habíamos hecho destete nocturno desde los 2,5 años. El  tándem al principio fue muy caótico y lo pasé mal porque su demanda era mayor que la de la bebé y me agobiaba mucho. Poco a poco fuimos negociando ciertas cosas: no mamar los dos al mismo tiempo, la bebe siempre tenía prioridad y en la calle solo mamaba la bebe, él no.

Share

2 comentarios sobre “¿Pero se destetará algún día?

  1. Muchas gracias por vuestras experiencias.

    Yo os estoy leyendo porque LactApp ha sido mi compañera desde que empecé a dar de mamar a mis hijo. Establecer la lactancia fue durísimo, con frenillo, mastitis subclinica y soledad ante el entorno más inmediato.

    Pero mi niño ha sido LME con la ayuda de otras madres, de mi matrona y de LactaUpp.

    Ahora os leo para destetar a mi niño que ya va a cumplir 2 años dentro de unos días.

    La lactancia ha sido muy exigente para mi y ya estoy muy cansada.

    Unai se despierta a mamar varias veces en la noche desde un mínimo de cada 3 horas hasta estar pidiendo teta literalmente cada 20 minutos, esa la más común de todas mis noches desde que mi hijo salió de mi.

    El no dormir no es lo peor, lo peor es la prolactina que me está dejando sin la mitad de la densidad de mi pelo, o la piel que la tengo fatal y que juntos hacen un envejecimiento brutal que no había sufrido en los últimos diez años antes de ser madre.

    Las ganas de comer cosas hiper caloricas y proteínas, desde grasa animal como tocino hasta crema de cacahuete todos los días, no puedo parar de comer y esta ambigüedad en que necesito destetarlo y la culpa de sentir necesario el destete, me agota.

    Sí que me encanta ser su mejor lugar en el mundo, ver como se duerme en mi teta, como me acaricia mientras mama y saber que está vacunado contra el covid porque en la teta iban esos anticuerpos y otros más.

    Pero no puedo más y lo siento mucho por el, lo tengo que destetar para no sufrir más bocados, ni luchas cuerpo a cuerpo : “teta ahora no, en casa sí”

    Gracias LactApp sin vosotras no habría sido posible.

  2. Mi peque tiene 38m, esta en aquella edad en la que tiene que dejar el pañal, entrar a la escuela y creo que con tantos frentes dejare el destete para mas adelante pero estoy muy cansada y no niego que en parte lo hago porque a nivel social me siento incomoda. Y sienpre está, esta ambigüedad de nostalgia y cansancio. Cuando le veo que esta por mamar es como si recibiera un regalo y parece tan feliz y tranquilo. Establecer la lactancia fue un reto que pudimos vencer y parece mentira que ahora quiera que se acabe.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.