fbpx
¿Puedo ir al dentista durante la lactancia?

¿Puedo ir al dentista durante la lactancia?

Ir al dentista y mantener unos buenos hábitos de higiene siempre es importante para conseguir una boca saludable, y durante el periodo de lactancia esto continúa siéndolo tanto o más que en cualquier otra etapa de nuestra vida.

Existen aún muchas ideas preconcebidas y falta de información acerca de qué podemos hacer y qué no en tratamientos de dentista mientras estamos amamantando, desde LactApp recibimos muchas consultas sobre este tema y hemos pensado aprovechar la ocasión para aportar un poco de luz.

Durante el posparto y la lactancia hay muchos procedimientos a los que podemos necesitar someternos en algún momento, y pese a que en ocasiones podemos encontrarnos con recomendaciones profesionales contradictorias, desde ya mismo podemos avanzaros que durante la lactancia, hoy por hoy, no existe ningún tratamiento que sea incompatible o que requiera suspender la lactancia, ni esperar ciertas horas para ofrecer nuevamente pecho, y mucho menos que haga necesario desechar la leche durante un tiempo determinado cuando vamos al dentista. 

Aun sabiendo que no están todos los tratamientos que existen, en la siguiente lista hemos querido incluir los tratamientos más habituales y que son motivo frecuente de consulta, y que son compatibles con la lactancia materna:

  • Limpieza dental
  • Reparación una pieza dental (con o sin amalgamas) 
  • Anestesia local o sedación 
  • Endodoncia 
  • Blanqueamiento dental
  • Tratamiento para infecciones orales
  • Ortodoncia 
  • Radiografías
  • Colocación de fundas o carillas dentales
  • Uso de férulas
  • Implantes (colocación o retirada)
  • Tratamiento periodontal o curetaje
  • Extracción de muelas del juicio u otras piezas dentales

 

Como os comentábamos antes, todos ellos se pueden realizar a lo largo del periodo de lactancia, aunque nos gustaría detenernos un poco en algunos de ellos en concreto, puesto que son los que acostumbran a generar más dudas.

 

  • Anestesia: Si se usa anestesia local, se puede amamantar sin necesidad de esperar ni un solo segundo, incluso se podría ofrecer pecho al bebé durante la intervención si fuera necesario. En caso de requerir sedación o anestesia general, solo hay que esperar a que se pasen completamente los efectos de la anestesia, y una vez despiertas, se puede amamantar nuevamente con normalidad.

 

  • Antibióticos: La gran mayoría de antibióticos se consideran compatibles con la lactancia, aunque si tenéis dudas siempre podéis consultar la web especializada E-lactancia para comprobar si el antibiótico que te han recetado es compatible.

 

  • Empastes o retirada de empastes con amalgamas: Las amalgamas dentales pueden contener una pequeña cantidad de mercurio, lo que a veces (y especialmente su retirada) puede generar dudas acerca de su seguridad. En la actualidad no hay un consenso claro, como recomendación general se recomienda esperar hasta el fin de la lactancia para cambiarlas, aunque la exposición al mercurio parece ser insignificante. En caso de tener que hacer una restauración dental existen opciones biocompatibles y seguras como (resinas, cementos de vidrio, porcelanas, entre otros). En cualquier caso, hay que valorar siempre la relación riesgo-beneficio junto a vuestro profesional de referencia.

 

  • Radiografías: no afectan a la leche ni al bebé, se consideran seguras durante el periodo de lactancia.

 

Recordad que podéis consultar acerca de diferentes procedimientos médicos en la app de LactApp, dentro del apartado MI SALUD. La app es de descarga gratuita en cualquier país del mundo para iPhone y Android.

Y para resolver dudas concretas tenéis disponible tanto el Canal de Consultas de la app (que funciona de lunes a viernes de 7 a 13 horas, en horario de España) como la posibilidad de pedir cita con una de nuestras expertas, si necesitáis consultar acerca de alguna situación más compleja.

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.