fbpx
Listeria, ¿qué pasa en el embarazo y la lactancia?

Listeria, ¿qué pasa en el embarazo y la lactancia?

Hemos recibido varias consultas al respecto a la alerta alimentaria producida por la aparición de un brote de listeriosis en España, por ello os damos respuesta en esta entrada del blog a dudas planteadas sobre la infección en el caso de producirse en el embarazo o la lactancia. 

La listeriosis es una infección causada por una bacteria, Listeria monocytogenes. Cuando se produce el contacto con la bacteria, que puede estar presente en alimentos caseros o procesados, se produce un cuadro digestivo, unido a dolor articular, fiebre, debilidad… pero que puede complicarse en el caso de cierta población de riesgo. 

La listeria es una bacteria muy resistente que soporta con facilidad bajas temperaturas y que puede contaminar otros alimentos por contacto. 

Los alimentos que se pueden estar contaminado con más facilidad por esta bacteria son: la leche cruda y derivados crudos (sin pasteurizar), también la carne, el pescado o mariscos crudos y hasta en las verduras o las hortalizas. 

Si la persona que contrae la enfermedad es una adulto sano, el cuadro clínico suele ser leve o moderado pero no suele comportar nada más. El riesgo está en el contagio de personas con el sistema inmune debilitado, personas mayores o mujeres embarazadas.

Estoy embarazada, ¿qué puedo hacer para evitar la infección?

Si estás embarazada, es importante prestar atención a tu alimentación, la conservación y la cocción de los alimentos.

  • No comas quesos de pasta blanda si no han sido pasteurizados
  • Calienta o recalienta los alimentos o los restos comida con más riesgo de contagio a más de 73Cº
  • Evita el contacto entre alimentos crudos y cocinados. 
  • Limpia las superficies que uses para cortar alimentos y, si es posible, usa tablas separadas para cada uno de ellos. 
  • Limpia las verduras y las hortalizas que vayas a comer crudas

Estoy embarazada y creo haber podido estar en contacto con la listeria

Si piensas que has podido estar en contacto con la listeria es importante que te pongas en contacto con los sanitarios con los que estás siguiéndote el embarazo. 

Estoy lactando y tengo listeriosis, ¿es peligrosa para mi bebé?

Así como en el embarazo el riesgo es importante, no lo es durante la lactancia. La bacteria no pasa por la leche, así que las madres pueden seguir con la lactancia si físicamente se encuentran con fuerza para seguir. 

Y si tengo que tomar un antibiótico, ¿puedo seguir con la lactancia?

Generalmente, este microorganismo es sensible a una amplia gama de antibióticos, la mayoría de ellos compatibles con la lactancia. Recuerda, siempre que tengas dudas, revisar su compatibilidad en la web de los pediatras de APILAM www.e-lactancia.org 

 

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *