¿Es necesario celebrar la Semana Mundial de la Lactancia Negra? 

¿Es necesario celebrar la Semana Mundial de la Lactancia Negra? 

Estamos en plena Semana Mundial de la Lactancia Negra (Black Breastfeeding Week) en su 7ª edición. Para difundirla, hemos colgado en nuestra cuenta de Instagram una fotografía de una mamá negra amamantando a su bebé y hemos compartido la noticia sobre esta celebración que tiene lugar del 25 al 31 de agosto.

Es fantástico tener las seguidoras que tenemos en las redes sociales de LactApp. Las reacciones que ha tenido la imagen son de sorpresa porque en pleno siglo XXI todavía tengamos que estar diferenciando entre negras y blancas, cuando todas somos iguales. 

Aún así, a pesar de lo que nos pueda parecer, la Black Breastfeeding Week sí es necesaria, y mucho. 

Todas las iniciativas prolactancia se han iniciado desde entidades lideradas por mujeres blancas y todo el maravilloso trabajo que se ha realizado, se ha hecho sin tener en cuenta las dificultades específicas de otras etnias o culturas. Así es que a día de hoy, en Estados Unidos —donde los índices de lactancia son especialmente bajos—, las mujeres blancas inician su lactancia en un 75% de los casos, frente a un 58,9% de las mujeres negras y, además, su duración en el tiempo es mucho menor. 

En LactApp no solemos hablar de los beneficios de la lactancia, porque estamos convencidas de que las mujeres no necesitan más presión, sino apoyo y facilidades para conseguir la lactancia que deseen. Aún así, es sabido que la lactancia tiene beneficios de salud en madre y bebé. Tanto es así que los bebés de raza negra doblan la tasa de mortalidad de los bebés blancos —incluso la triplican en algunas zonas—, y el aumento de la lactancia materna podría salvar la vida del 50% de estos bebés. 

 

Seguro que todo el camino que hemos recorrido hasta la fecha en relación a la lactancia, nos favorece a todas, pero las mujeres negras tienen barreras culturales específicas como su papel histórico como nodrizas en la esclavitud, en detrimento de sus propios hijos. Si miramos la imagen de este mismo post con detenimiento y vemos cómo esta mujer negra alimenta a un bebé blanco y seguramente ha sido obligada a no amamantar a su propio bebé. Y, actualmente, la clara falta de referentes. Solo hay que mirar nuestras propias cuentas en redes sociales o nuestra aplicación, a pesar de toda nuestra buena intención, está clara la falta de sensibilidad en temas raciales. Quizá porque no somos suficientemente conscientes del problema o porque no sabemos cómo apoyar/ayudar, por todo esto tenemos muy claro que la Semana Mundial de la Lactancia Negra es muy necesaria y que debe estar en nuestro calendario anual sin falta. Poco a poco iremos aprendiendo, con ellas al frente.

 

Cuentas de referencia:

@blkbfingweek

@bmbfa

@blactavist

 

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *