La leche materna, ¿es blanca?

La leche materna, ¿es blanca?

 

Ayer publicamos una foto en nuestro Facebook. Era un botecito con leche y preguntamos de qué color era la leche.

¿Quién duda de que la leche es blanca, el cielo es azul, el césped verde y el sol amarillo? Pues no, la leche a veces no es blanca, y no hablamos del calostro que tiene ese tono tan espectacular entre amarillo y naranja. Hablo de la leche, de la leche madura.

La leche puede cambiar de color por diversos motivos y más de una madre nos ha consultado asustada al ver su leche de color azul. Pues sí, la leche materna extraída adquiere un precioso color azulado.

Y la leche materna puede ser de otros colores, y hay tres causas que modifican el color de la leche materna:

  • Causas fisiológicas
  • Causas dietéticas
  • Causas patológicas

 

Para leches, ¡colores!

Dentro de las fisiológicas destaca los primeros días de vida del llamado “síndrome de las tuberías oxidadas”. Se trata de una situación que se puede producir los primeros días de vida del bebé. El aumento del aporte de sangre a los conductos los días antes de dar a luz puede crear pequeñas “heridas” en los conductos, la sangre se acumula dentro de los conductos y se transforma en una sustancia de color marrón.

Si se produce una lesión interna más profunda o unas mastitis, la leche puede ser totalmente roja. A pesar del aspecto de la leche no pasa nada si el bebé mama, tan solo hay que saber que puede regurgitar con restos de sangre y pueden aparecer hebras negras (sangre digerida) en sus cacas. Si se quiere se puede eliminar los restos de sangre tan solo hay que extraerse leche y dejar que repose en la nevera. De esta manera, la sangre se deposita en el fondo, y así se puede recuperar la leche “limpia” de la capa superior y tirar la sangre.

También la coloración verdosa es normal y no hay que hacer nada especial ni destetar ni la leche es mala. El color está causado por la acumulación de material graso en los conductos.

Las causas dietéticas son más divertidas. En ocasiones, la medicación o la alimentación que pueda tomar la madre alteran el color de la leche. El consumo, habitual y desmesurado, de refrescos de naranja puede aportar un color anaranjado a la leche. Estos colorantes forman parte de nuestra alimentación: gelatinas, refrescos, zumos, o gelatinas…

La leche verde también puede ser causada por bebidas isotónicas para deportistas, suplementos de algas o por tomar una cantidad importante de verdura de hoja verde: espinacas, acelgas… Los suplementos de vitaminas también pueden modificar el color de la leche. La leche teñida de colores debería desaparecer una vez eliminado el producto de la dieta de la madre. Si no desaparece o solo sale leche coloreada por un poro del pezón hay que consultar al ginecólogo.

También la literatura médica recoge el caso de una mujer que producía leche de color negro a causa de un un medicamento que tomaba para combatir el acné.

 

Cuando el color de la leche puede indicar una patología

Las causas patológicas ya son más serias. Cualquier secreción por el pezón fuera de la etapa de embarazo y lactancia debería ser revisada por un ginecólogo y habría también que tomar muestras y analizar la secreción. También hay que preocuparse por la secreción del pezón cuando se produce de manera espontánea (sale por sí mismo sin apretar), solo sale de un lado, y/o si es claro y pegajoso, como una clara de huevo, o con sangre .

Así que, ya veis, la leche no siempre es blanca. Y si tenéis fotos del color de vuestra leche y los queréis compartir esperamos vuestras fotos.

Share

6 comentarios sobre “La leche materna, ¿es blanca?

  1. Van como 3 días que al extraer mi leche la primera que extraigo es entre transparente, blanca y verde. Será esto normal me preocupa que dañe a mi bebé.

  2. Hola, tengo una bebé de dos meses y un día, ella toma solo pecho. Quería saber si es normal que la leche sea de un color más bien similar a la primer leche que sale cuando empieza a succionar?, o sea no es Blanca es más bien como si tuviera más agua que grasa. Mi alimentación es sana desde hace tres semanas. Verduras de todo tipo , menos cebolla, ajo y brócoli. A que se debe que haya cambiado su color? , ah y casi olvidaba cuando va a empezar a tomar el pecho hace cara como que le diera asco. Me pone muy mal pensar que tendría que dejar de amamantar mi hija.😢

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *