Ictericia en bebés

Ictericia en bebés

Es muy habitual que los recién nacidos presenten ictericia (coloración amarillenta de la piel y las mucosas) en los días o semanas posteriores a su nacimiento. La ictericia puede convertirse en un problema de salud grave para los pequeños y es importante conocer a fondo las situaciones relacionadas con la lactancia materna que pueden hacer que el bebé tenga este exceso de bilirrubina en sangre.

 

¿Qué es exactamente?

 

Antes de nacer los bebés tienen más glóbulos rojos en sangre para poder obtener mejor el oxígeno que su madre les pasa a través de la placenta. Inmediatamente después de nacer, el bebé empieza a respirar por sí mismo y ya no necesita todos esos glóbulos rojos. Éstos deben ser eliminados de alguna manera. La bilirrubina es el subproducto de la descomposición de estos glóbulos, se elimina a través del hígado, que lo hace llegar al tubo digestivo del bebé y de ahí pasa a las deposiciones. Pero el hígado del bebé es inmaduro y no puede trabajar tan rápido y, por lo tanto, la bilirrubina se acumula en la piel, las mucosas y la esclerótica del ojo (la parte blanca del ojo).

 

¿Todos los bebés tiene ictericia?

 

Prácticamente la mitad de los recién nacidos sufren ictericia en un grado u otro. Lo que hay que valorar es en qué momento se produce para poder valorar si es fisiológica o patológica. La patológica aparece en las primeras horas de vida y está asociada a infección o incompatibilidad de Rh. Requiere medidas urgentes.

La fisiológica no es una enfermedad, y puede estar relacionada con la escasa ingesta de leche materna (ictericia por falta de leche materna) o por la ingesta de la misma (ictericia por leche materna).

 

¿Cuál es y porqué se produce la ictericia patológica?

 

Esta ictericia aparece durante las primeras horas de vida del bebé, y no está relacionada con su alimentación. Afecta aproximadamente a un 6% de bebés y se relaciona con infecciones graves, incompatibilidad de Rh, falta de oxígeno en el nacimiento, hemorragias, diversos síndromes… A pesar de que el bebé va necesitar una atención médica inmediata y adecuada, la alimentación del bebé puede ser leche materna.

 

¿Y la fisiológica?

 

De ictericia fisiológica diferenciamos dos tipos dependiendo del momento de aparición.

 

Cuando aparece a partir del segundo o tercer día de vida:

 

Este tipo de ictericia afecta a un 50% de niños nacidos a término y un 80% de niños prematuros. Es más común en ciertos grupos étnicos: chinos, japoneses, coreanos y sudamericanos. Se empieza a manifestar el segundo o tercer día de vida (con valores de bilirrubina entre 12-15 mg/dl) y, después del cuarto día de vida, comienza a disminuir. Se produce por un mal inicio de la lactancia materna o por una ingestión insuficiente de leche materna.

 

  • En este caso es necesario aumentar las tomas, despertando al bebé si es necesario. Si no se agarra al pecho o está muy dormido, suplementar con leche extraída, leche donada o leche artificial para ayudar al bebé a realizar más deposiciones y eliminar así la bilirrubina.
  • Si la ictericia no disminuye o aumenta se va a ayudar al bebé a que la pueda eliminar tratándolo con fototerapia. No es necesario interrumpir la alimentación con leche materna y, si es posible, madre y bebé deberían permanecer juntos en este caso.

 

La segunda aparece, aproximadamente, a partir del noveno día del bebé:

 

Esta ictericia aparece durante la segunda semana de vida y se puede alargar hasta que el bebé tiene entre 1 y 2 meses. Afecta a un porcentaje muy pequeño de niños (entre el 2% y el 33%).

No está clara la razón por la que esto sucede pero parece ser que que la leche materna contiene una hormona, producto de la degradación de la progesterona, que estimula la reabsorción intestinal de la bilirrubina. Este hecho ofrece protección al bebé ya que se trata de un antioxidante.

 

¿Y poner al bebé al sol?

 

En algunos casos no es necesario y en otros ni siquiera es conveniente, pese a que sea una recomendación habitual.

 

Si la causa de ictericia es una enfermedad, lo que hay que hacer es ponerle tratamiento, si la causa es poca ingesta de leche lo que hay que hacer es ofrecerle más leche, ya sea ofreciendo más el pecho o suplementando.

 

Poner al bebé al sol para tratar la ictericia no sirve ya que la “cantidad” de sol necesaria es peligrosa para los bebés.

 

Share

6 comentarios sobre “Ictericia en bebés

  1. Hay dos tipos de ictericia la directa y la indirecta. Una es la que pasa por el hígado y la otra no. Mi hijo nació con un grave problema con esto que le ocasionó una hepatitis ideopatica neonatal.

  2. Hola mi bebé ha cumplido 3 meses y aun tiene la cara y los ojos un poco amarillos. Dicen que es por la leche materna pero cuanto tiempo puede estar asi? Tenia entendido que hasta los 3 meses…pero aun no se le quita parece que este moreno.

    Gracias

  3. Hola, cuáles serían los niveles de bilirrubina total y directa. Mi bb está internado por bilirrubina directa alta y quiero saber si es posible que sea por la leche materna. Gracias

    1. Hola Maia! Un placer saludarte.
      Por favor, haz tus preguntas a través de la app de LactApp, es gratuita y podrán responderte nuestras expertas en lactancia. ¡Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *